VUELVE EL POLEN… PROTÉGETE!!!

Aunque el otoño y principios del invierno han sido muy secos, las intensas lluvias posteriores han disparado la polinización. Así que comienza una época combativa para el paciente alérgico, cuyas armas y consejos preventivos encontrarás en tu farmacia.

MEDIDAS PREVENTIVAS

1, Evitar estancias prolongadas y la actividad física innecesaria en parques, jardines y zonas de arbolado, intentando permanecer el mayor tiempo posible en interiores limpios, sobretodo cuando haya mucho viento.

2, Mantener habitualmente cerradas las ventanas de los dormitorios, excepto en el momento de ventilarlo. Es recomendable ventilar la habitación al atardecer y realizar pulverizaciones de agua antes de acostarse. Utiliza gafas de sol en el exterior y mascarilla que cubra nariz y boca en días de alta polinización y dúchate y cámbiate de ropa al llegar a casa.

3, Mantener las ventanillas cerradas si se va a viajar en automóvil, para evitar el impacto del aire sobre la cara. Los filtros que incorpora el sistema de aire acondicionado pueden ayudar a impedir que el polen penetre en el habitáculo. No cortes el césped ni podes en días de alta polinización.

4, Acude al alergólogo y no te automediques. El paciente que padece alergia mo debe acudir a diferentes consultas para tratar una única enfermedad porque existe un especialita capaz de atenderle de forma integral y que optimizará en calidad y costes la atención que precisa.

Actualmente, para el tratamiento de la rinitis alérgica se utilizan, fundamentalmente los antihistamínicos (por via tópica o sistémica), dejándose únicamente los corticoides tópicos nasales para los casos más graves.

5, Consulta al farmacéutico/a. Te orientará del tratamiento más adecuado para ti.